Pizza vegetariana

Ingredientes:
300 g de harina integral
20 g de levadura de panadero prensada (o un sobre de levadura en polvo)
1 vaso de agua tibia
1/2 cucharadita de sal
2 cucharadas de aceite de oliva
Tomate frito casero
Verduras variadas crudas, de las que se tengan a mano: cebolla, pimiento verde, pimiento rojo, brócoli, champiñones…
Sal y pimienta negra
Aceite
Aceitunas negras
Orégano

Procedimiento:
Hacer un volcán con la harina y poner en el centro la levadura disuelta con el agua tibia, la sal y el aceite. Amasar primero con los dedos y luego con las manos. Hay que trabajarla hasta que queden ligados todos los ingredientes y la masa ligera.
Poner en un recipiente untado con aceite y cubrirlo con un paño húmedo y cerca de alguna fuente de calor indirecto (por ejemplo el horno precalentado y apagado).
Cuando doble su volumen, aproximadamente en una hora, extender sobre una superficie enharinada con un rodillo. Podés darle forma redonda o cuadrada, y dejarle el grosor que más te guste, si la querés crujiente (fina) o esponjosa (gruesa).
Pintarla muy ligeramente con aceite y pincha con un tenedor toda la superficie. Cubrirla con el tomate frito, repartido por toda la superficie, y encima el resto de los ingredientes. Al final se puede espolvorear con orégano y un chorrito de aceite, sal y pimienta.
Finalmente decorar con unas aceitunas negras.
Precalienta el horno a 180 grados C. Introducir de 15 a 20 minutos, o hasta que veas que empieza a dorarse y la masa está en su punto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *